Las múltiples inteligencias de Gardner

La perspectiva clásica de la inteligencia tendía a primar lo biológico, lo genético, lo innato, lo hereditario. Esa herencia llevo a los autores de la inteligencia a optar por los test como un ejercicio mediante el cual se podía clasificar y etiquetar a las personas, como una característica más de su forma de ser. La inteligencia sigue concibiéndose como una evolución hacía lo pragmático, cuantitativo, lo medible de lo que Aristóteles llamó “intelecto humano”, por tanto tener inteligencia es como un pasaporte para el éxito. El sistema es el primero que confía mucho en los test, esto lo podemos comprobar la importancia que tienen en nuestra sociedad y en la vida laboral. De este modo, podríamos afirmar que esta confianza en los test nos lleva a primar el análisis factorial o correlacional, como método preferente.

Las Múltiples Inteligencias de las que hablaremos en este post son las que propuso Howard Gardner y que han tenido una gran transcendencia en el la psicología social. Gardner, Premio Príncipe de Asturias de las Ciencias Sociales en el 2011 y compañero de tesis en Harward del mediático Daniel Goleman con el que después tuvo sus conflictos, fue un disidente de la revista “Inteligence Detterman”, porque no utilizaba el planteamiento estadístico, correlacional ya que se apoyaba en la naturaleza de su teoría, constructivista y fenomenológica.

Gardner propuso una teoría sobre la inteligencia, en base a siete principios, a los que finalmente añadió dos más. En esa teoría se explica que la inteligencia tiene que ver con una producción cultural y que existe una fisiología cerebral, responsable  de estas capacidades. Además estas capacidades se pueden simbolizar, se traducen a un tipo de lenguaje.

Las INTELIGENCIAS DE GARDNER son:

  1. Inteligencia lógico matemática: capacidad matemática, de razonamiento lógico. Hay áreas  en el cerebro responsables de esta capacidad. Se pueden manifestar en la cultura de la ciencia y de la técnica. Esta capacidad se puede simbolizar mediante números, fórmulas,…
  2. Inteligencia lingüística: es la inteligencia más privilegiada de la teoría de Gardner. Se encuentra en los libros y la utilizan los escritores, comunicadores, políticos, periodistas,… y tiene su propia área responsable en el cerebro.
  3. Inteligencia espacial: cosiste en la capacidad de percibir el espacio, distancias, proporciones, perspectivas… Se encuentra en la arquitectura, pintura, escultura. Se puede representar por ejemplo de forma geométrica. Hay áreas responsables de esta capacidad en cerebro.
  4. Inteligencia musical: capacidad de un cierto sentido al ritmo, a las melodías. Las utilizan los músicos y se representan por medio de notas y pentagramas,.. Hay una área determinada en el cerebro para esta capacidad.
  5. Inteligencia kinestésica: capacidad del movimiento del cuerpo, interiorización del movimiento, dominio del propio cuerpo. Es la inteligencia propia de los deportistas. Esta inteligencia es la más criticada, debido a que antes se pensaba que toda la inteligencia se encontraba en la mente.
  6. Inteligencia interpersonal: tiene que ver con la capacidad de relacionarse con los otros, habilidades sociales, líderes, empatía,.. La tienen los vendedores, profesores, periodistas,…
  7. Inteligencia intrapersonal: capacidad de autoconocimiento, autocontrol, interiorización y de conocerse a uno mismo. Esta capacidad la requiere nuestra profesión de psicólogos.

Hasta aquí las 7 capacidades de Gardner que definió al principio. Pero añadió posteriormente estas dos:

  1. Inteligencia natural: Capacidad de comprensión del dinamismo de la naturaleza, del orden natural del universo, una cierta mentalidad ecológica y una cierta comprensión del mundo natural. Es la inteligencia que tienen los ecologistas.
  2. Inteligencia espiritual: capacidad de compartir las grandes tradiciones religiosas y espirituales. Relación del hombre con el cosmos, que tiene que ver mas con el sentido de la vida, con las preguntas fisiológicas.
Las 9 múltiples inteligencias
Las 9 múltiples inteligencias

El planteamiento de Gardner también le sirvió para estudiar la particularidad de las personas llamadas “superdotadas”. Gardner se preguntó cómo era posible “la genialidad” (como lo llama Gardner) y para responder a esa pregunta hizo un estudio biográfico de algunos de los genios más trascendentes de la historia como Einstein, Freud, Picasso, Martha Graham, Stravinsky, Ghandi, etc. e intentó establecer una regla general. Observó en todos ellos que tenían muy desarrolladas unas áreas y otras muy poco. Eran genios unidimensionales, que tuvieron serias dificultades en las otras áreas.Todos estos personajes que estudió Gardner tenían la particularidad que hacían un tipo de retorno a su infancia y sus teorías estaban muy influenciadas por la biología. Esos personajes, rompieron moldes; mediante esta actitud que adoptaban más infantil de búsqueda de la máxima creatividad y naturalidad.

Gardner descubre que esta actitud critica que tenían respecto a la sociedad en la que vivieron, también se la aplicaban a ellos y por ese motivo se reinventaron a si mismos elaborando sus teorías y habilidades de modo vertiginoso.

“La genialidad requiere unas grandes dosis de energía y dedicación pero ésta puede causar un deterioro de otras áreas.”

Os dejo aquí un vídeo sobre la entrevista que le hizo Eduardo Punset en la entrega del Premio Príncipe de Asturias en el 2011.

¿Te parece interesante? Compártelo!

    Deja un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    *